RECICLAJE DE MUEBLES Y OBJETOS

Con el paso del tiempo y el uso diario los muebles pierden su capa protectora (los barnices, las pinturas, etc.) adquiriendo una apariencia desgastada. Es entonces cuando el mueble necesita una restauración  que le devuelva el lustre y brillo que tenía cuando lo compramos. Hoy en día se ha puesto de moda la customizar  o reciclar los muebles. Las posibilidades dentro de este campo son infinitas y las técnicas que se pueden aplicar numerosas, solo hace falta disposición e imaginación.

Modificar la decoración de nuestra casa no tiene por qué resultar un gasto enorme en la economía familiar. Simplemente customizando nuestros muebles conseguiremos renovar su aspecto y daremos un nuevo estilo a nuestras habitaciones. En la customización de muebles podemos hacer casi cualquier cosa: podemos pintarlos, modificarlos (ampliándolos o reduciendo sus dimensiones), aplicarles cualquiera de las muchísimas técnicas decorativas que existen, como el decoupage o el estarcido, e incluso podemos cambiar el uso original. Tan solo con cambiar los tiradores o pintar los cajones estamos cambiando la apariencia del mueble.

Otras veces, incluso en muebles nuevos, podemos darle nuestro estilo. Solo tenemos que buscar las posibilidades que nos ofrece para ser adaptados a nuestras necesidades y gustos. Podemos darles un aire clásico o moderno, con apariencia alegre y luminosa.

La tendencia decorativa actual en el mundo de la decoración pasa por una serie de estilos  que se imponen en nuestras vidas, como el shabby chic, el nórdico, el industrial o el vintage… Todas estas tendencias hacen que la restauración de muebles se reanime y modernice, pues la customización o combinado con la típica restauración hace que un cambio en cualquier mueble no solo tenga una apariencia distinta y moderna sino que también cuida y protege la pieza  para que su durabilidad sea más larga. Otra tendencia que siempre está de moda es el color. Los colores claros como el  blanco, el beige o el hueso aportan mucha luminosidad y últimamente se están aplicando en el terreno de la decoración. Al aplicar estos colores en la customización de un mueble no solo estamos cambiando la estética de la pieza también estamos decorando la estancia donde lo colocaremos.

Muchas veces el cliente nos manifiesta sus dudas a la hora de cambiar la apariencia de su pieza, es lógico y natural.

En ocasiones, por ejemplo,  esa mecedora de rejilla ha permanecido en color miel desde que éramos pequeños, siempre con su almohadón de puntillitas beige reclinado sobre ella, en un rincón del salón aunque nunca nadie la diera un uso frecuente, pero está ahí: sobria, poderosa, recordando viejos tiempos, impasible ante los cambios que hemos introducido en el salón con muebles recientes y comprados en algún gran almacén moderno. Y cada día que pasa la vemos más fea y antigua, pero nos da pena tirarla “esta como nueva” pensamos. Hasta que vemos una similar en algún lugar pero esta pieza nueva y a estrenar es mucho más bonita, moderna, decorativa y  nos decidimos a transformar la nuestra.

Les proponemos la idea del reciclaje ante la idea costumbrista de usar y tirar. Todos esos muebles consistentes  que se fabricaron con la idea de perdurar en el tiempo y resistir al uso hoy en día nos resultan pesados a la vista y no se adaptan a nuestra decoración actual.

El estar al día en las nuevas tendencias decorativas y productos es el principal objeto de nuestra empresa para poder ofrecer les a ustedes una amplia gama de ideas renovadoras. Para esta línea de trabajo intentamos en la medida de lo posible emplear siempre productos ecológicos que no dañen el medio ambiente.